Prospecto del Medicamento FENITOINA CELSIUS

Composición
FENITOINA CELSIUS Comprimidos: cada comprimido contiene: fenitoína sódica 100mg. FENITOINA CELSIUS Inyectable: cada ampolla de 5ml contiene: fenitoína sódica 200mg.
Propiedades
La fenitoína es un anticonvulsivante de síntesis, no sedante, relacionado estructuralmente con los barbitúricos. Estabiliza las membranas neuronales impidiendo la difusión de la actividad epiléptica. Promueve el estado inactivo de los canales de Na voltaje-dependiente. Actúa sobre altas frecuencias de disparo limitando el disparo repetitivo sostenido de las neuronas, deprime la producción de trenes mantenidos de potenciales de acción que descargan a alta velocidad limitando el desarrollo de la actividad convulsiva máxima. Disminuye la propagación de descargas a nuevos focos y la potenciación postetánica involucrada en la propagación de la crisis. Si bien su mecanismo de acción en la neuralgia de trigémino no es totalmente conocido su acción antineurítica derivaría del descenso que provoca en la transmisión sináptica o en la sumación del estímulo temporal que conduce a la descarga neuronal, también eleva el umbral de dolor facial y acorta la duración de los ataques mediante la disminución de la excitación automantenida y el disparo repetitivo. Por vía oral su absorción es lenta y variable y se modifica con la ingestión de alimentos, fundamentalmente en los niños pequeños (aumentaría el AUC con la ingestión de alimentos fundamentalmente en los lactantes disminuyendo progresivamente hasta la edad adulta). Se distribuye ampliamente en el organismo y se encuentra unida a proteínas en un 90%. Es metabolizada en el hígado (P450, familia de isoenzimas CYP2). Se destaca la existencia de metabolizadores lentos determinados genéticamente. Su vida media es variable dependiendo de la dosis y la concentración sérica (farmacocinética de orden 0, dosis dependiente). El estado de equilibrio se alcanza entre los 5 y 10 días con una dosis/día de 300mg, encontrándose el nivel terapéutico entre los 10 y 20mg/ml (fenitoína farmacológicamente activa 1 a 2mg/ml). Se elimina por la orina, siendo su eliminación potenciada por la alcalinidad urinaria.
Indicaciones
Gran mal (convulsiones tónico-clónicas). Crisis parciales simples y complejas (lóbulo temporal). Profilaxis y tratamiento de las convulsiones en neurocirugía. Coreoatetosis paroxística. Neuralgia del trigémino.
Dosificación
Adultos: 300mg/día fraccionados en 2 o 3 tomas. El tratamiento se puede iniciar con dosis más bajas que se van aumentando de a 50mg/día cada una semana hasta alcanzar el efecto terapéutico. Dosis máxima adultos: 500mg/día. Niños: 4-6mg/kg/día. Dadas las múltiples interacciones y las variaciones individuales se recomienda el monitoreo farmacológico de la fenitoína libre: fenitoína libre o farmacológicamente activa (valor terapéutico): 1-2mg/ml. En situaciones de urgencia se suele administrar por vía intravenosa una dosis de carga de 500 a 1.000mg en forma lenta sin superar los 50mg/minuto (si la velocidad de perfusión supera los 50mg/min puede causar hipotensión) seguido de una dosis de mantenimiento de 125mg/8 horas. Modo de administración: por vía intravenosa se recomienda evitar la dilución en dextrosa 5% ya que precipita (habría una tendencia a precipitar, no ya en un tipo determinado de solución sino siempre que se diluya en un volumen importante [Finn & Warren Olanow]). Las complicaciones de la administración intravenosa consisten en el daño de tejidos blandos, cuya seriedad varía desde la resolución total a la amputación por necrosis y la extravasación, ya que la alcalinidad del preparado provoca vasospasmo y precipitación alrededor y en el catéter. Puede prevenirse con el lavado del catéter con 3-5ml de solución salina previo y posterior a la perfusión y evitando la punción intravenosa en venas de la mano y muñeca. No es para uso intramuscular.
Contraindicaciones
Hipersensibilidad a las hidantoínas, succinimidas o barbitúricos. Insuficiencia hepática o renal. Porfiria. LES. En la insuficiencia cardíaca, síndrome de Adams-Stokes, bloqueo de 2° y 3° grado, bradicardia sinusal. La administración parenteral de fenitoína puede afectar el automatismo ventricular provocando arritmias ventriculares. Puede empeorar las discrasias sanguíneas. Embarazo (FDA C) y lactancia. En los ancianos aumenta el riesgo de toxicidad. En pacientes diabéticos tratados con insulina o hipoglucemiantes orales puede ser necesario reajustar las dosis de éstos ya que la fenitoína puede aumentar la glucemia. Alteraciones de la función tiroidea.
Efectos colaterales
Náuseas, vómitos, diarrea. Alteraciones en SNC que suelen vincularse al uso prolongado aunque pueden ser dosis-dependientes. Ginecomastia, cefalea, insomnio. Hiperplasia gingival, hirsutismo, hipertricosis, engrosamiento de rasgos faciales especialmente en niños y adolescentes. Síndrome de Stevens-Johnson. Necrólisis epidérmica tóxica. También se ha observado bajo rendimiento escolar en niños tratados con dosis altas. Leucopenia. Raramente discrasias sanguíneas, hepatitis, coreoatetosis transitoria, periarteritis nodosa, enfermedad de Peyronie, fibrosis o infiltración pulmonar. Con el uso prolongado, polineuropatía periférica.
Interacciones
Son numerosas interactuando por numerosos mecanismos. Debe evitarse la administración conjunta con fármacos hepatotóxicos. Reducen su absorción el calcio, soluciones de alimentación enteral y antiácidos. Los depresores del SNC potencian su acción depresora del SNC y la amiodarona, los anticoagulantes orales, cloramfenicol, cimetidina, ranitidina, omeprazol, disulfiram, isoniazida, metilfenidato, fenotiacinas, metronidazol, fenilbutazona, tolbutamida, salicilatos, sulfonamidas, ácido valproico, fluoxetina, trimetoprima, funguicidas azólicos y la ingestión aguda de alcohol aumentan su concentración potenciando sus efectos tóxicos. Por otro lado su concentración disminuye con la ingestión crónica de alcohol, ácido fólico, leucovorin, rifampicina, antineoplásicos. Con la doxiciclina, haloperidol y las xantinas disminuyen su efecto recíprocamente. El inicio o retiro de otro anticonvulsivante, barbitúricos o paroxetina durante su administración debe ser cuidadosamente monitoreado debido a las interacciones recíprocas. Desciende la concentración de los estrógenos, progestágenos, calcioantagonistas, benzodiazepinas y éstos pueden aumentar la suya. Puede disminuir el efecto de los corticoides, ACTH, praziquantel, ciclosporina, digitálicos, metadona, disopiramida, furosemida, levodopa, mexiletina, quinidina, antidepresivos tricíclicos y vitamina D. Los anticoagulantes orales aumentan su efecto al inicio y disminuye con el uso continuado. La incidencia de efectos colaterales aumenta cuando se administra juntamente con inhibidores de la anhidrasa carbónica (osteopenia); dopamina (hipotensión y bradicardia); acetaminofeno (hepatotoxicidad), procainamida (agranulocitosis), lidocaína (pancitopenia) y cimetidina (trombocitopenia). El uso conjunto de fenitoína intravenosa con lidocaína y propranolol puede provocar depresión cardíaca; la de dopamina, un descenso brusco de la presión arterial y bradicardia.
Sobredosificación
Se manifiesta con signos y síntomas de toxicidad fundamentalmente del SNC, ataxia, dificultades en la marcha, visión borrosa o diplopía, confusión severa, mareos, disartria, hiperreflexia, náuseas y vómitos, nistagmo. El tratamiento es sintomático y de sostén. Se induce el vómito o lavado gástrico para evitar la absorción. El carbón activado y los catárticos pueden ser de utilidad. De ser necesario, se hace tratamiento de apoyo, oxígeno, vasopresores, ventilación asistida, etc.
Presentación
Estuche con 30 comp. Inyectable IV: estuche con 25 amp. de 5ml.

Agregar un Comentario

  Gracias!
Su mensaje ha sido enviado.

Los comentarios aquí publicados son ajenos al personal que administra esta web. Es por ello que aconsejamos que se tomen con mucha precaución y que, en caso de tener una duda de carácter médico, acuda a su médico de cabecera. *